Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

Las piruetas al paso, en las clases de equitación

clases de equitación

Hoy vamos a hablarte de un ejercicio en las clases de equitacion, que está presente en ciertos reprises de doméstica, las zapatetas.

¿Qué es la zapateta al paso?

Es un giro al paso y al galope requiriendo un grado de conjunto esencial.

A lo largo del giro, el caballo debe efectuar sus movimientos al paso manteniendo cuatro tiempos en torno a un punto, lo más próximo posible al siguiente interior.

El resto de extremidades del animal, se mueven a ese siguiente interno. En ese giro, las extremidades deben posar su huella en exactamente el mismo lugar en el que estuvo la precedente extremidad o bien levemente adelantada a ella.

¿Qué ayudas debe aplicar el caballista?

– La pierna interior sobre la cincha, trata de mantener la incurvación del caballo y pone en activo el siguiente interior.

– La pierna exterior, se pon tras la cincha y trata de impedir que el caballo desplace la grupa.
Esta ayuda, así como el resto deja que el caballo realice el giro y mantenga su tendencia de avance cara a delante, a lo largo de la realización del ejercicio en cuestión.

– La brida interior, se acorta al principio del ejercicio con la pretensión de mantener al caballo puesto y guiarlo en la dirección del movimiento a lo largo del giro.

– La brida exterior, se mantiene regulando la incurvación y el ritmo.

 

Algunas piruetas en las clases de equitación

 

¿Qué impulsión requiere la zapateta?

La impulsión de la zapateta, va a depender de la sensibilidad individual del caballo con el que se está efectuando el ejercicio:

– Con algunos caballos, es suficiente con dejar las piernas apoyadas de forma uniforme sobre el mismo.

– Otro tipo de caballos, precisan impulsarlo de forma ligera y alternando las dos piernas, con el objetivo de alternar los siguientes interno y externo.

– El caballista, no debe intentar forzar las ayudas exteriores, singularmente con la pierna exterior.

– Como otros ejercicios de giro, el caballo debe virar atendiendo a las ayudas de las piernas.

– La pierna exterior es muy importante, su actuación se debe limitar al mantenimiento de la grupa, por el hecho de que un excesivo retraso de esta, puede generar un movimiento lateral de las extremidades siguientes, forzando que se crucen a lo largo del ejercicio.

– Al terminar el ejercicio, el animal debe ponerse recto a fin de que avance en línea recta, estimulado por las ayudas de las piernas y cediendo con la mano.

– El caballista, debe sentir si el caballo introduce lo bastante las extremidades siguientes y si no saca la grupa. Esto es esencial, de cara a poder corregir los posibles defectos que se estén generando a lo largo del ejercicio del mismo.

Fuente: clases de equitacion en Valencia

abril 2nd, 2019 by